#EntrevistaTenet: Un recorrido por tu sombra interior

Espectadores. (Foto: G.S. Porras) 

 

Era una noche estrellada de julio. Al entrar en el recinto de exposiciones de La Fototeca, se podía encontrar a decenas de visitantes que contemplaban, cautivados, las pinturas y esculturas de un prodigioso artista. Al centro, entre todo el cúmulo de espectadores, estaba Marcos Godoy, la mente maestra que, por primera vez en sus 10 años como artista, revelaba sus creaciones al público.

 

¿Cómo nació la idea de esta exposición?

 

—Mira, la verdad este es un mensaje que he construido desde hace dos años. Cuando arranqué el proyecto, lo que quería era plasmar mi visión de mi parte oscura. Yo fui DJ de techno por más de diez años en Argentina. Tuve entonces un contacto directo con la noche y con la gente que salía de fiesta para escaparse de algún lugar en algún momento. Cuando vos te conectás con la gente como DJ, llegás a un punto en que te preguntás: ¿estoy consciente del ritual que estoy haciendo musicalmente con la gente para que venga a este lugar a verme o a escucharme y que se desenchufe de la vida? Ese cuestionamiento fue muy fuerte y lo que pasó fue que quise plasmar un poco cuál era mi sentir, pero más que nada, quería mostrar lo que veía reflejado en la gente.

 

Antes de iniciar su recorrido, los visitantes eran acogidos con la bienvenida de un panfleto que decía:

"Iluminar la Sombra Interna es dar un paso hacia lo profundo del ser. Es despojarse de los miedos y experimentar la totalidad que nos hace ser-humanos.

La presente exposición es el fiel reflejo del proceso interno que me ha tocado vivir.

Los invito a que fluyan por lo incierto e inesperado, que las obras reflejen y espejen al microcosmos que ustedes mismos han co-creado.

Dense el permiso para comenzar el viaje.

¡Bienvenidos a Sombraluz!"

 

Entonces, ¿vos lo que querés mostrar no es solo es tu lado oscuro, sino reflejar esa oscuridad que encontramos en cada ser humano?

 

—¡Claro! Porque el reflejo que vos tenés con la parte oscura no es algo malo. Mucha gente piensa que esa sombra interna es mala, pero no la podés negar. Lo que pasa es que no nos atrevemos a verla. Por ejemplo, tengo que hacer un examen. Me dan 25 horas para estudiar y yo espero hasta la hora 24 para comenzar, porque yo me llevo hasta ahí. No querer entender el porqué es dejarlo en la sombra.

 

¿Y qué sucede si no lo comprendemos?

 

—Si vos no entrás a esa parte oscura, te quedas con una bolsa grande en la que empezás a guardar y llega un momento en que tenés que dejarlo salir. Yo toqué llegué a ese punto y toqué fondo. Tenía dos caminos: quedarme allí o salir a flote.

 

Para Marcos, fue un desafío encontrar cómo dar firmeza a sus esculturas más grandes. Cuenta que su esposa, que es arquitecta, le aconsejó mezclar el acrílico con polvo de mármol para construir esas imponentes sombras. (Foto: G.S. Porras)

 

¿El proceso de crear esta exposición fue catarsis? ¿Le quisiste sacar arte a lo que viviste?

 

—¡Sí! En los desarrollos creativos uno tiene que darse permiso de confiar en el proceso. Cuando estás frustrado o enojado, tenés que quedarte en el proceso y obtener lo mejor de él.

 

“Adéntrate en la historia de tu propia sombra”.

Esta era la invitación que le extendía desde las redes sociales a todo aquel que quisiera vivir la exposición de Marcos.

 

¿Qué querés que experimente cada persona que emprenda el viaje que proponés?

 

—Creo que sería demasiado egocéntrico querer algo específico. Cuando haces arte, tenés que estar abierto a que es de todos y no solo tuyo. Pero, si tuviera que decir algo es que la gente se pueda espejar, como yo intenté hacerlo. Cuando armaba mi exposición, recuerdo que me paraba día y noche frente a todas las obras para encontrar qué era lo que reflejaban de mí. Busco que la exposición sea un espejo para que la gente se pueda ver en un retrato dentro del proceso en el que estén. No puedo pretender que todos pasen por el proceso intenso que viví durante cinco años, pero pueden intentarlo.

 

Entonces, ¿dirías que presentás una invitación a todas las personas para que inicien a conocer su sombra interior?,  ¿a que se reconozcan a sí mismos a través de las obras y que no tengan miedo de lo que encuentren?

 

—¡Justo así! A veces vivís cosas que te hacen pensar que ya no hay un mañana, y por eso quiero que todas las personas hagan un stop en sus vidas. Hay que darnos cuenta de que todos tenemos una parte que no siempre queremos ver.

 

Esta escultura se denomina La sombra. Cuando el espectador se acerca a la apertura iluminada en tonos rojizos, halla un espejo que lo obliga a verse reflejado. (Foto: Las crónicas de mi alma)

 

¿Cómo ese proceso de autoconocimiento está presente en tus obras?

 

—Todo el proyecto habla de Xavier, mi alter ego, habla sobre una historia. Xavier es el nombre que me iban a poner antes de nacer, pero eligieron Marcos. Entonces yo me quedé siempre con esa cosa interna sobre qué hubiera pasado si yo me llamara Xavier, ¿no?

 

¿Y qué le pasó a Xavier?

 

—Lo que le pasó a Xavier fue que un día estaba en su casa. Un domingo cualquiera ⎯yo odio los domingos, como mucha gente, porque tenés sentimientos encontrados⎯ le llega un casete y, cuando lo escucha, se desmaya. Entonces entra en un viaje que uno nunca sabe si es un sueño, un viaje interno o si realmente se fue a otro lugar. En el trayecto, él se pierde en el mar y, de repente, entra en una selva. Ahí empieza a sentir que algo lo observa, pero en realidad es el reflejo del que hablamos al comienzo. Es ese espejo que él tiene de la sombra interna que lo comienza a ver.

 

¿Y él la vio también?

 

—Entonces, cuando inicia a ver a su sombra interna, se encuentra frente a dos caminos: se va con la sombra o sigue corriendo por la selva, sin verla. El asunto es ese: me conozco o me ignoro. Y lo que Xavier decide es conocerse. Cuando entra con la sombra, él la abraza y la siente y la toma como parte de él. Eso es lo más importante del proyecto.

 

Según el artista, todo el proyecto refleja ese "abrazo" con la sombra interior. Una muestra esencial es la serie de cinco cuadros que representan el encuentro de Xavier con su sombra y su nahual, y el momento en el que acepta "bueno, soy parte de ese todo". Este último instante se aprecia en el último cuadro. (Foto: G.S Porras)

 

¿Por qué le llamaste Sombraluz a tu exposición?

 

—Creo que la sombraluz radica en algo muy simple: si no hay sombra, no hay luz; si no hay luz, no hay sombra. Y es tan profundo ese mensaje: es que si vos no conectás con tu parte oscura adentro, tampoco podés conectar con tu parte luminosa. Y tenés que entender que las dos conviven juntas. O sea, es imposible que vos digás “eh, soy un ser iluminado” porque quizás nunca llegás a la iluminación. Y es algo que yo quiero destacar porque el hecho de que yo haya hecho todo este proyecto a mí no me hace ningún iluminado ni nada, simplemente yo quizás capté una info del universo. Me decía que si vos querés llegar a la luz, en el sentido de si vos querés estar más conectado con vos, tenés que aceptar esa parte porque no la podés negar.

 

Cuando preguntamos a Marcos cuál era el significado del contenido de la caja (a la izquierda) que exponía , lo explicó de esta manera: "La caja para mí es una cosa súper loca. Empezó más que nada por una idea mía de querer resumir la historia de Xavier. Lo que vos encontrás en la caja es una bitácora de los días que él estuvo con la sombra y el nahual. En ella también hay una carta con un sello postal original y un ejercicio llamado “el reflejo”, que es hermoso. Es cuando a vos yo te pongo espejo y te pongo una candela para que vos podás prenderla y te veas frente al espejo por más de cinco minutos para observar cómo tu percepción va evolucionado". (Foto: G.S. Porras)

 

***

Así, con la esperanza de que cada persona se atreva a iluminar su sombra interior, Marcos regresa a encontrar a más visitantes inquietos por el arte. Las obras deslumbran. El murmullo colectivo resuena. Las risas, las palabras y los silencios abundan cada vez más, y perduran toda la noche.

 

Si quieres conocer más acerca de Marcos y su arte, puedes visitar Las crónicas de mi alma, en donde encontrarás todas las creaciones de Sombraluz y proyectos futuros.

 

Marcos, el artista detrás de Sombraluz. (Foto: G.S Porras)

 

Agradecemos a nuestra fotógrafa, @gsporras.

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

IDEAS RELACIONADAS

Please reload

IDEA DESTACADA

Tomar anticonceptivos es tu decisión

1/1
Please reload

MÁS IDEAS

Tomar anticonceptivos es tu decisión

1/3
Please reload

SÍGUENOS

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

© 2018 por Tenet Ideas. Creado por Grupo Goga

Ciudad de Guatemala, Guatemala.

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Twitter Icon