#TecTenet : El hundimiento de Snapchat estilo Titanic (I)

29/05/2018

La red social "amarilla" nació con un sello de originalidad que ofrecía a sus usuarios documentar ciertos momentos de su vida para compartirlos con sus contactos en cualquier momento, durante unos segundos, utilizando el recurso fotográfico o de video del smartphone o tablet. El concepto era genial y el éxito inicial fue rotundo. Creada por Evan Spiegel, Reggie Brown y Bobby Murphy (estudiantes de la Universidad de Stanford) fue lanzada al mercado en septiembre de 2011 para iOS y en 2012 para Android. 

 

Recuerdo que esta aplicación se convirtió en una de mis favoritas: me parecía fascinante la idea de que pudieras compartir ciertos momentos ordinarios de tu vida con un selecto grupo de personas para contarles dónde estás, qué nueva comida probaste, lo que hiciste en tu tiempo libre, si estás en el tráfico, etc. Esto me parecía (y me sigue pareciendo) una buena idea, digo, siempre y cuando sea con medida y si te interesa esa persona a la que sigues.

 

Sin embargo, el mercado, la competencia, el trabajo y la tecnología hicieron de las suyas y tras la evidente y descarada copia a la aplicación que hizo Instagram (parte de Facebook, la por ahora, reina de las redes sociales) le cobró factura al proyecto de dos jóvenes y ahora el barco de Snap Inc se está hundiendo. ¿Qué sucedió? ¿Por qué la historia de esta red social en apogeo se parece a la del Titanic? ¿Cuáles fueron las causas de este evidente hundimiento? Desde mi punto de vista, y respaldado con datos, las causas son tres. 

 

La "vil" competencia: Instagram

 

Considero que, por más revuelo que causó, la red social Instagram no hizo nada fuera de lugar en cuanto a competencia. Aunque a los que éramos fieles usuarios de Snapchat nos cueste aceptarlo, es un hecho que Instagram se acopló al término "innovar o morir" y decidió "innovar", aunque eso lo llevara a imitar algunas ideas de otras redes y replicarlas de manera más eficiente, renovada y entretenida. Instagram actuó y lo hizo rápido. Snapchat se quedó aferrada a su trono esporádico y cayó. A la red social amarilla no le bastaron los $3,000,000 millones que les ofreció Mark Zuckerberg para comprarla. Su negtiva por venderla llevó al magnate tecnológico a implementar Stories en Instagram...y el resto es historia (y una de las causas por las que estás leyendo esto). 

 

Es innegable que Instagram no solo tomó la idea de Snapchat, sino que la potencializó como el mismo Snap Inc no pudo. Por ejemplo, las Stories de Instagram y la red social en sí abarcan un mayor número de usuarios de red social ya que su promedio de usuarios tiene entre 16 y 44 años. Al contrario, los usuarios de Snapchat  están entre los 13 y 23 años, alcanzando a un público significativamente más pequeño. Más allá del público, el éxito de Instagram también depende del espacio que ocupa en el teléfono y de su doble funcionalidad como red social. Ésta red social no solo tiene la función de Stories, pero también es "la red" para compartir fotografías, crear álbums y es el hub de los Influencers. Snapchat solamente es una red para compartir fotografías de manera instantánea (que se eliminan en 24 horas) y que permite chatear. Nada más. Mientras Instagram es un anfibio, Snapchat no puede nadar y esto es peligroso en el mar de las redes sociales. Aquí más razones por las que Instagram superó a Snapchat. 

 

 

El caso de Instagram es un excelente ejemplo de como las ideas necesitan ser nutridas constantemente y de cómo si en esta industria no se innova constantemente, el riesgo de caer en el olvido y ser eliminada de los smartphones es grande. 

 

Los escándalos: Rihanna y Jenner

 

¿Alguien recuerda la palabra "influencer"? ¿Que hay de las "estrellas y los famosos"? Bueno pues figuras con estas etiquetas también fueron los responsables de la caída de Snapchat. Específicamente, me refiero a dos sonados casos que tuvieron repercusiones en las acciones de Snap Inc. y en su imagen pública: el caso Rihanna y el caso Jenner.

 

El caso de la cantante Rihanna con Snapchat es muy serio. La aplicación publicó, un mal día, una especie de anuncio en el que se le preguntaba a sus usuarios si preferirían "abofetear a Rihanna o golpear a Chris Brown", haciendo alusión a la  a violencia que ella misma sufrió en 2009 y por la cual Brown fue condenado. La cantante señaló que este anuncio "frivoliza la violencia doméstica". El público se puso de su lado y condenaron a la aplicación. A pesar de que Snap Inc. pidió perdón de una manera explícita y tajante a través de comunicados y por medio de la prensa, sus acciones cayeron un 5% en la Bolsa.

 

Pero este escándalo no fue el único. Unos meses antes, Kylie Jenner había hecho perder a la aplicación un aproximado de $1.300 millones solo por publicar en su cuenta de Twitter que ya no usaba Snapchat. 

Otra lección que nos da esta red social: nadie está blindado contra los comentarios negativos de las personas que tienen mucho poder en la opinión pública y es vital tener una estrategia de comunicación, tanto preventiva como reactiva, para este tipo de escenarios. 

 

(Continuará)

 

 

 

 

 

.

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

IDEAS RELACIONADAS

Please reload

IDEA DESTACADA

Resoplo, suspiro

1/1
Please reload

MÁS IDEAS

Resoplo, suspiro

1/3
Please reload

SÍGUENOS

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

© 2018 por Tenet Ideas. Creado por Grupo Goga

Ciudad de Guatemala, Guatemala.

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Twitter Icon