El problema de su vulva y su manifestación

14/03/2018

El 08 de marzo fue un día memorable pero también caótico. Conmemoramos el Día Internacional de la Mujer y recordamos, con profundo pesar, la tragedia del Hogar Seguro que hace un año cobró la vida de 41 niñas ante la negligencia del Estado y de sus padres. Sin embargo, otra “celebración” también se llevó a cabo: la "Procesión de la Poderosa Vulva". Se trató de un grupo de mujeres haciéndose pasar por activistas feministas que salió a la calle con imágenes de vaginas para desfilar por la Plaza de la Constitución, burlarse de la religión católica y de la Virgen María.

 

Lo único que este grupo de feministas ha conseguido con su insultante marcha por el Día Internacional de la Mujer estuvo lejos del significado de esta conmemoración. Más allá de poner a la mujer en alto y de representar a ese sexo luchador, fuerte, valiente, trabajador e igual de valioso que el hombre (por estar hechos a imagen y semejanza de un Dios) atacó a otros grupos de la sociedad con sus mensajes fuera de lugar. Cabe recordar que este tipo de manifestaciones son tan vulgares, ridículas e innecesarias que hasta están contempladas el Artículo 224 del Código Penal, que establece que toda persona que menosprecie y que ofenda los cultos religiosos de alguna manera podría enfrentar de un mes a un año de prisión. 

 

El “feminismo” en esta marcha no se trató del valor de la mujer sino del egoísmo desmedido y de una inmadura necesidad de atención que pueden derivar de la radicalización de este tipo de movimientos. Estas mujeres incitaban al odio y al conflicto. Yo les pregunto, ¿de eso se trata su feminismo?

 

 

El discurso de estas “feministas” (utilizo la palabra entre comillas porque no creo que este grupo represente el verdadero movimiento feminista) fue contraproducente. Demostraron una vez más la ironía de estos movimientos que, llevados al extremo, no vienen a ser más que un reflejo de lo que supuestamente critican y las convierte en todo eso que juraron destrozar. ¡Cuando tus argumentos y acciones necesitan de la vulgaridad y el insulto es cuando deberías darte cuenta que tu lucha va en la dirección equivocada! No puedes predicar tolerancia cuando en el mismo discurso insultas una religión, una creencia, una forma de vida. No puedes exigir nada si violas la libertad de otros para hacerlo. Es ilógico. Muchas de éstas mujeres llevaban a sus hijas en la marcha y circulan fotografías de niñas sosteniendo los carteles de “la poderosa vulva”. ¿Qué están enseñando estas madres? ¿Que el cuerpo de la mujer es respetable o que merece ser desfilado por toda la calle en pancartas? 

 

Tan contraproducente fue esta ridícula manifestación que ha afectado hasta al Procurador de los Derechos Humanos, cuyo “paseo” por la marcha le está costando caro. Independientemente de sus intenciones, él es un funcionario público que nunca debe olvidar cuál es su rol y que su trabajo dura 24 horas los siete días a la semana. El Día Internacional de la Mujer del 2018 en Guatemala sería la conmemoración de todas las mujeres y el doloroso recuerdo de las víctimas del Hogar Seguro. Sin embargo, este patético grupo de veinte mujeres en su desmedido afán de llamar la atención logró atraer las miradas y atentó contra una celebración, tan digna como necesaria. 

 

Finalmente, el argumento de que “los católicos estamos siendo exagerados y discutiendo sobre un problema que no es serio” es débil e inútil. Les diré porqué. Para nosotros la Virgen María es nuestra Madre. Que ese grupo de "feministas" haya utilizado la vulva como una especie de analogía a una imagen venerada es ofensivo para nosotros. ¡Y vaya ustedes si no saldrían a defender con capa y espada a su Madre si la insultaran! Si insultas a mi Madre, estás en graves problemas. ¿Entendido?

 

Estimadas manifestantes (me dirijo a la veintena de mujeres que falló para representar el feminismo y a la mujer) el problema de su vulva y su manifestación fue la utilización de estos símbolos con una connotación negativa y su desfile innecesario. El problema fue su motivo y sus actos. El problema fue la ofensiva “procesión” y los insultos contra una creencia. El problema fue abusar del derecho a la manifestación y llevar al extremo un movimiento que considero inició con buenas intenciones, pero que ha llegado al punto en que mezcla la ridiculez con la falta de seso y se contradice cada vez más. El diálogo inteligente es el que cambia las cosas, no una marcha denigrante. Las mujeres y los hombres que le han dado vuelta al mundo para bien lo han hecho con la cabeza, con ropa y con mensajes que construyen lejos de destruir. 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

IDEAS RELACIONADAS

Please reload

IDEA DESTACADA

Resoplo, suspiro

1/1
Please reload

MÁS IDEAS

Resoplo, suspiro

1/3
Please reload

SÍGUENOS

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon

© 2018 por Tenet Ideas. Creado por Grupo Goga

Ciudad de Guatemala, Guatemala.

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey Twitter Icon